ÚLTIMAS NOTICIAS

Ruiz Carrión, Premio Nacional de Fotografía Quijote 2018

PREMIO FOTOGRAFÍA NACIONAL QUIJOTE 2018


El resto de premiados de estos prestigiosos premios han sido en categoría boda para Juan Manuel Camacho Guerra; en categoría retrato el vencedor fue Víctor Manuel Campos;en categoría libre creación el ganador fue Álvaro Nogués; en categoría paisaje, el ganador fue José Ignacio Ruiz Carrión y la ganadora de la categoría infantil resultó Vanesa Jiménez Gómez


La Asociación de Fotógrafos Profesionales de Castilla-La Mancha (AFOCAM) que preside Jonathan Manzaneque Jerez llevó acabo anoche en un conocido hotel de Toledo su duodécima Gala de los prestigiosos premios Quijote 2018. Al evento asistieron, entre otros, la concejala de Obras y Servicios Públicos Medioambientales del Ayuntamiento de Toledo, Noelia de la Cruz Chozas, el concejal del Consistorio de Toledo por el PP, Ignacio Jiménez Gómez, la diputada regional por el PSOE y alcaldesa de Camarena, Charo García Saco, el diputado regional por el PP y alcalde de Seseña, Carlos Velázquez, el presidente de Honor de AFOCAM, José Luis Cencerrado, y amigos de la fotografía de la capital regional, entre otros, Fernando Jou y Enrique Manzaneque.

En una emocionante y cálida velada entre profesionales de la fotografía, en esta edición, el gran premio de fotografía Quijote 2018 fue a parar a Madrid, a manos del fotógrafo de “Fotoinstantes” José Ignacio Ruiz Carrión. Un joven apasionado que ya “a los seis años me colgué mi primera cámara de mi padre”. Él cursó Bachillerato de Artes y consiguió el título de Técnico Superior en Fotografía Artística en Madrid.

El resto de premiados de estos prestigiosos premios han sido en categoría boda para Juan Manuel Camacho Guerra de Málaga; en categoría retrato el vencedor fue Víctor Manuel Martínez Campos de La Coruña;en categoría libre creación el ganador fue Álvaro Ruiz Nogués de L`Alcúdia (Valencia); en categoría paisaje el ganador fue José Ignacio Ruiz Carrión de Madrid y la ganadora de la categoría infantil resultó Vanesa Jiménez Gómez de Madrid.

Las obras ganadoras han competido en esta ocasión con 135 participantes de toda España, que a su vez han presentado 650 obras en sus distintas categorías. En esta ocasión, el jurado, cuyos nombres se dieron a conocer durante la velada, fueron los prestigiosos fotógrafos y profesores de las mejores escuelas de fotografía del año Javier García, Rafa Rodero y Sergio Cueto. El concurso contó un año más con la secretaría técnica desarrollada por el vocal de AFOCAM, Juan Palomino.

El presidente insta a “ayudarnos entre nosotros” y destaca el papel de los jóvenes y de las mujeres

Por su parte, el presidente de la Asociación de Fotógrafos profesionales de Castilla-La Mancha destacó en su discurso “la unión y ayuda mutua que existe en nuestro colectivo en Castilla-La Mancha… una manera de ser y de entender nuestro oficio fundamental para hacer frente a los grandes problemas que tenemos los fotógrafos como “pequeños empresarios”, que no es otro que el intrusismo profesional”. Por eso, Manzaneque pidió ayuda a los representantes públicos allí presentes para que “conozcan nuestra realidad y tomen las medidas necesarias”. Por otro lado, 

Manzaneque destacó el gran papel y “valiente” que hacen las mujeres en el sector de la fotografía y felicitó y animó a los jóvenes talentos y fotógrafos de este sector “para que con ímpetu y seguridad avancéis y pongáis en valor vuestro trabajo, porque valéis mucho. Sois el futuro y contáis con nuestra ayuda para caminar hacia él”.

Historia de los Premios Quijote 2018

Desde su primera edición en 2006, AFOPROCAM (actual AFOCAM) se propuso crear un certamen propio con participación limitada a los fotógrafos profesionales de nacionalidad española afincados en cualquier comunidad autónoma. En aquellas primeras convocatorias fue imposible prever que años después los Premios Quijote llegarían a convertirse en un destacado referente de la fotografía nacional, a la misma altura que otros grandes premios nacionales con dilatada implantación y apoyo institucional, como los reconocidos Premios Goya de Fotografía, que desde hace años reciben el impulso especial que a ellos se dedica desde el Gobierno de Aragón.

Hasta la fecha, la entrega de los Premios Quijote de Fotografía se ha celebrado en diferentes poblaciones castellano-manchegas: Toledo, Cuenca, Ciudad Real, Alcázar de San Juan, Manzanares, Almagro y Quintanar de la Orden. En esta duodécima edición, la ciudad anfitriona será Toledo, que repite por segundo año consecutivo.

No hay comentarios