ÚLTIMAS NOTICIAS

CLM entre las CCAA más dinámicas de España en 2016


Según los datos publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE)



El consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, ha valorado hoy que el Producto Interior Bruto (PIB) de Castilla-La Mancha creciera en 2016 un 3,5 por ciento, lo que supone que la región se situó en el grupo de las comunidades autónomas más dinámicas, creciendo por encima de la media nacional.
 
Así lo ha manifestado Ruiz Molina durante una rueda de prensa que ha tenido lugar en el palacio de Fuensalida, junto al presidente regional, Emiliano García-Page, y la consejera de Bienestar Social, Aurelia Sánchez.
 
Durante esta comparecencia, el consejero se ha referido así a los datos que hoy ha publicado el Instituto Nacional de Estadística (INE) sobre la contabilidad regional de España y que reflejan que en el año 2016 Castilla-La Mancha tuvo un crecimiento de su PIB en términos de volumen dos décimas superior al registrado por España.
 
De acuerdo con los datos oficiales, mientras que Castilla-La Mancha creció un 3,5 por ciento el año pasado, España lo hizo un 3,3 por ciento.
 
Ruiz Molina también ha valorado durante esta rueda de prensa “la normalidad” que supone la aprobación ayer de la Ley de Presupuestos Generales de Castilla-La Mancha para 2018 por las Cortes regionales y que permitirá su entrada en vigor el 1 de enero, lo que facilitará a los gestores públicos “poder desde el primer día del año empezar a cumplir los compromisos que nos hemos impuesto para el ejercicio 2018”.
 
“Normalidad es lo que se merecen los ciudadanos y lo que tiene esta Comunidad Autónoma en materia presupuestaria, que no es lo normal en todas las administraciones públicas, como, por ejemplo, es el caso del Estado”, ha añadido Ruiz Molina en este sentido.
 

El presupuesto de 2018 compatibiliza objetivos de carácter social y económico con una hacienda pública saneada

El consejero de Hacienda y Administraciones Públicas ha destacado que el presupuesto del próximo año está avalado por los resultados de carácter social obtenidos, como es la reducción de más de un 31 por ciento de las listas de espera, y también por aquellos de carácter económico.
 
En relación con los grandes indicadores económicos, Ruiz Molina ha valorado la reducción de 8,4 puntos de la tasa de paro en esta legislatura, mayor en Castilla-La Mancha que a nivel nacional; la importante creación de empresas, más de 6.400 desde junio de 2015, y el crecimiento de las exportaciones, también superior al que se ha producido en España en el mismo periodo.
 
Un aval a las cuentas para el próximo ejercicio que se completa desde el punto de vista financiero, ya que, ha resumido Ruiz Molina, “el éxito de la política económica y presupuestaria que ha diseñado García-Page no es otro que compatibilizar objetivos de carácter social, objetivos de carácter económico y al mismo tiempo tener la hacienda pública saneada”.
 
“Se ha reducido la necesidad de financiación a prácticamente la mitad en un único ejercicio y, además, Castilla-La Mancha fue en el mes de septiembre, la Comunidad Autónoma que más rápidamente abonó las facturas a sus proveedores”, ha añadido Ruiz Molina.
 
Respecto a los presupuestos para 2018, el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas ha subrayado que priorizan el gasto social, al que se destina más del 70 por ciento del presupuesto no financiero, lo que va a permitir cumplir con los compromisos en sanidad, educación, dependencia y servicios sociales.
 
“Lo que se pone de manifiesto es que otra forma de hacer las cosas era posible y que con los mismos mimbres, porque no se ha incrementado la presión fiscal en lo que va de legislatura,  estamos haciendo cosas muy diferentes y, desde luego, haciendo una política claramente redistributiva”, ha puesto en valor Ruiz Molina.
 
Desarrollar esta política redistributiva es posible porque se genera riqueza a través del gasto económico, como son los planes de empleo o el Plan Adelante, lo que tiene como consecuencia la generación de empleo y el aumento de la confianza empresarial, ha explicado el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas.
 
Ruiz Molina ha continuado su intervención destacando que el presupuesto de 2018 es “otro espaldarazo a la calidad de los servicios públicos”, que está muy relacionada con los empleados públicos.
 
En relación con la función pública, Ruiz Molina ha manifestado que la Administración regional va a contar con más empleados públicos, se va a devolver la totalidad de la ‘tasa Cospedal’ y se van a convocar ofertas de empleo público.

Es decir, ha finalizado el titular de Hacienda y Administraciones Públicas, “vamos cumpliendo en todas las áreas que nos hemos propuesto, tanto desde el punto de vista social como desde el punto de vista económico”.