ÚLTIMAS NOTICIAS

Carlos Madero (PP) llega de nuevo a la Alcaldía de Quintanar



En la mañana de este miércoles, 20 de diciembre, se ha celebrado el Pleno Extraordinario en el que se votaba y debatía la Moción de Censura presentada por Partido Popular y Ciudadanos contra el alcalde Juan Carlos Navalón


En un abarrotado Salón de Plenos, donde los tres grupos políticos han estado arropados por representantes políticos de la provincia y la región, se celebraba la sesión plenaria para debatir y votar la Moción de Censura presentada por el PP y Ciudadanos contra el alcalde hasta ese momento, Juan Carlos Navalón. Los motivos para presentar dicha moción, según exponían PP y Ciudadanos eran “que el equipo de Gobierno del PSOE está sumiendo al Ayuntamiento de Quintanar de la Orden en una parálisis absoluta que cada día se hace más patente con una inacción carente de ideas y proyectos de interés para el municipio, así como la falta de capacidad suficiente para afrontar los problemas de nuestros vecinos”. Asimismo, tanto PP como Ciudadanos han calificado la gestión del equipo de Gobierno como nefasta, y con falta de comunicación entre el alcalde y el resto de formaciones políticas.

El pleno se ha desarrollado con las diferentes intervenciones donde no han faltado los reproches y las acusaciones personales y donde ha destacado, por otro lado, el buen talante del numeroso público asistente.

Madero habla de falta de consenso y entendimiento

Carlos Madero tomaba la palabra recordando que el PSOE ganó las elecciones del 2015 solo por 3 votos de diferencia y en ese contexto dijo que el PP “éramos conscientes de que no había una mayoría cualificada que pudiera dar esas aritméticas de mayorías absolutas, con lo cual el entendimiento, el consenso y la unificación por parte de todos era necesaria”. Un entendimiento que ha dicho no se ha producido durante estos dos años de legislatura.

Reprochaba la falta de entendimiento y consenso que se ha traducido en una situación de parálisis política sin acometerse obras y proyectos aprobados por unanimidad en los plenos.

El PP también reprochaba que el PSOE no haya contado con el PP a la hora de tomar decisiones para el municipio.

Hemos tomado esta decisión por nuestro compromiso con los vecinos y vecinas de Quintanar porque el compromiso del PP es con sus vecinos y que nadie interprete que es por un tema personal hacia ninguna de las personas que forman esta Corporación”. “Gobernar no es mandar, gobernar es atender a todos y cada uno de los vecinos y vecinas de nuestros municipio, gobernar es atender las necesidades de nuestros vecinos y gobernar es olvidar los colores políticos para aportar todo lo que uno sabe para los intereses del conjunto de la ciudadanía”.

Insistía en la inacción del equipo de Gobierno y dijo que como solución se presenta un grupo de personas con experiencia “para intentar solventar esta situación, para aportar un gobierno con ilusión, con experiencia, con transparencia y un gobierno con diálogo y consenso mirando los intereses de nuestros vecinos”.

Navalón califica la moción de censura como un acto bochornoso

Por su parte, el alcalde cesante, Juan Carlos Navalón, que calificaba este pleno como un “espectáculo bochornoso” y decía ser “un día histórico, negro y avergonzante en el que la oposición decide anteponer sus intereses personales a los intereses colectivos y dar un Golpe de Estado en este Ayuntamiento”.

Navalón afirmaba que los dos partidos de la oposición han vertido acusaciones contra el equipo de gobierno para justificar la moción de censura hablando de falta de diálogo, falta de regeneración e inacción y parálisis. Él aseguraba que la falta de diálogo que reprocha la portavoz del grupo Ciudadanos no es cierta pues, precisamente hasta enero de 2017 formaba parte como una más del equipo de Gobierno en las juntas de gobierno y en las reuniones semanales informativas haciéndola participe de las decisiones que se tomaban.

Con respecto a la inacción de la que le acusaban en todo momento PP y Ciudadanos, Juan Carlos Navalón dijo no ser tal y de hecho hizo un repaso por todas y cada una de las actuaciones que se han llevado a cabo desde junio de 2015 hasta diciembre de 2017 en las diferentes áreas.

Juan Carlos Navalón, insistía en que esta moción de censura cierra un año negro “en el que se ha visto que la intención tanto de Ciudadanos y PP era bloquear cuantas iniciativas tenía el equipo de Gobierno y derribarlo por desgaste”. Asimismo, Juan Carlos apuntaba que la oposición se ha escudado en el tema de la Escuela Infantil y la negativa del equipo de Gobierno a llevar a cabo recortes en esta partida para no aprobar los presupuestos, a pesar de que iban recogidas el resto de propuestas de Ciudadanos. En este punto, reprochaba también al grupo popular no haber realizado ninguna propuesta a los presupuestos.

Todos los proyectos técnicos de las obras convenidas están redactados pero no se han podido llevar a cabo por no poder utilizarse el remanente de tesorería. “Han actuado de mala fe, consiguiendo poner patas arribas el Ayuntamiento poniendo en riesgo el crecimiento y la estabilidad de este pueblo”.
Navalón concluyó pidiendo disculpas por si en algún momento han causado algún perjuicio a los vecinos y se puso a disposición de los mismos para seguir trabajando por la ciudadanía.

Begoña Molina acusa al equipo de Gobierno de incapacidad

Tras las intervenciones y los turnos de réplica de Madero y Navalón, fue el turno de los portavoces de los tres grupos políticos comenzando la intervención la portavoz del grupo Ciudadanos, Begoña Molina.

Begoña Molina recordaba que tras las elecciones de 2015, Ciudadanos se comprometió a trabajar hacia la consecución de dos objetivos principales: mejorar la localidad fomentando políticas útiles para los vecinos y regenerar la política municipal. “Somos conscientes de las implicaciones de formalizar este paso pero lo hacemos con el convencimiento de que es lo mejor para Quintanar y sus vecinos”.

Molina recordaba que tras las elecciones de 2015 Ciudadanos decidió abstenerse para que gobernara la lista más votada. “Esta decisión responde a un ejercicio de responsabilidad democrática y no como la interpretación que el equipo de Gobierno socialista quiso hacer, un cheque en blanco para hacer y deshacer en el Ayuntamiento”.

La portavoz de Ciudadanos calificaba la actuación del equipo de Gobierno como de incapaz y reprochaba a éste la incapacidad para llevar a cabo acuerdos, sacar los presupuestos, y de dialogar. “El equipo de Gobierno ha estado regido por prácticas autoritarias y prepotentes”.

La portavoz de la agrupación naranja reprochaba al equipo de Gobierno que ha sido incapaz de abordar problemas reales de la localidad y que la figura de Ciudadanos les ha venido bien “para acusarle de bloquear los presupuestos y los proyectos”.

Del mismo modo acusaba al PSOE de ser incapaz para regenerarse políticamente “practicando una política rancia, autoritaria, basada en el amiguismo”.

Ciudadanos dijo que llegó al Ayuntamiento para colaborar y trabajar con el equipo de Gobierno “pero ustedes no querían eso, querían permisividad para seguir practicando su vieja política y Ciudadanos no ha llegado hasta aquí para colaborar en este desgobierno”. Asimismo, les acusó de ser “un equipo de Gobierno dividido y fracturado donde el alcalde ha perdido su autoridad”.

Turno de palabra para los portavoces de cada grupo

El portavoz del grupo popular, Carlos Madero insistía en el hecho de que la Moción de Censura es legal y lamentó los reproches personales y la actitud del alcalde cesante, Juan Carlos Navalón; y volvía a insistir en la inacción de Gobierno.

Por su parte, la portavoz socialista, Nuria Herrero, tomaba la palabra y aseguraba que en el pleno se han expuesto falsedades y mentiras. “Hemos escuchado excusas para justificar lo injustificable porque una moción de censura, a pesar de ser una medida democrática, es una medida extrema y en este caso es injustificada·. En ese sentido aseguraba que desde el equipo de Gobierno a pesar de las trabas e impedimentos por parte del PP y Ciudadanos ha conseguido avanzar y cumplir objetivos marcados desde el primer momento. “El equipo de Gobierno nos vamos con la cabeza muy alta y muy orgullosos del trabajo que hemos hecho”.

Con respecto a la falta de diálogo que reprochaba la concejala de Ciudadanos, la portavoz socialista se dirigía Begoña Molina diciéndole que “usted no ha querido dialogar, ha querido imponer”.

Nuria Herrero manifestó que el mayor error que han cometido como equipo de Gobierno fue depositar su confianza en una concejala que no era de su partido.
Asimismo, también tuvo reproches para la edil de Ciudadanos, el principal, sobre el desencadenante de la moción de censura: la Escuela Infantil, recordando que en todo este tiempo solo se ha dedicado a atacar este servicio.

Nuria, en su última intervención tuvo palabras de reconocimiento tanto para los empleados del Ayuntamiento como para el alcalde y todos sus compañeros de equipo por el trabajado desarrollado en estos dos años y medio de legislatura.
A estas palabras también contestaron Partido Popular y Ciudadanos, momentos en los que más se subió el tono en el pleno con críticas personales entre unos y otros.

Al terminar el turno de intervenciones, se ha votado la moción de censura que se ha aprobado por mayoría absoluta con los votos a favor del PP y Ciudadanos y los votos en contra del PSOE. A continuación Carlos Alberto Madero ha jurado su cargo como alcalde de Quintanar de la Orden tras lo cual se ha levantado la sesión.

Apoyo de los respectivos representantes regionales

El secretario de Organización del PSOE de Castilla-La Mancha, Sergio Gutiérrez, que ha mostrado su apoyo incondicional a Juan Carlos Navalón, apuntaba que se trataba de una moción de censura innecesaria e injustificada “porque la gestión del Gobierno de Navalón es una gestión muy valorada por la comarca y estaba realizando una gran labor comarcal a pesar de las dificultades que ha tenido en este último año”. 

En ese sentido, aseveraba que es lamentable que esta moción de censura se presente con la única justificación de llevar a cabo un recorte social como es en la Escuela Infantil. “El PP se fue de Castilla –La Mancha por sus recortes y entra por la puerta de atrás en el Ayuntamiento de Quintanar anunciando un nuevo recorte social en este caso de algo tan necesario como es la Escuela Infantil que permite, no sólo mejorar la educación de los menores de 0 a 3 años, sino también conciliar la vida laboral y familiar”.

Asimismo Gutiérrez consideró que esta moción de censura le va a costar cara al PP y que el PSOE volverá a gobernar la próxima legislatura tras las elecciones de 2019.

El hasta ahora alcalde socialista, Juan Carlos Navalón afirmaba que en esta moción de censura “nos encontramos con el desenlace de un matrimonio bien avenido de PP y Ciudadanos que ya se fue fraguando desde el minuto 1 de esta legislatura”. Según Navalón, la intención de estos partidos ha sido derribar al equipo de Gobierno de progreso con el único argumento de los recortes en la Escuela Infantil. 

“Desde el minuto uno nos ponemos a disposición del pueblo de Quintanar para volver a ofrecer nuestro proyecto de progreso pensando siempre en nuestros vecinos y vecinas que son los únicos que nos importan”, aseveraba.
Si piensan que con la moción de censura han atacado a Juan Carlos Navalón, se equivocan, han atacado a los vecinos y vecinas de Quintanar que de la noche a la mañana con un gobierno que iba funcionando se encuentran con un gobierno bloqueado y desterrado y estoy seguro que en mayo de 2019 apostarán por un partido socialista que es al fin y al cabo el que habla de intereses colectivos, generales y no particulares”. 

 En ese sentido, Navalón aseguraba que trabajarán desde la oposición para que los proyectos se vean culminados.

Por otro lado, el secretario general del Partido Popular de Toledo, Emilio Bravo, también mostraba su apoyo a Carlos Madero y decía que el Ayuntamiento estaba en una situación ingobernable. “Un Ayuntamiento sin presupuestos y con problemas en su propio equipo de Gobierno necesitaba ese cambio”, afirmaba Bravo. 

En este punto, indicaba que los ciudadanos van a valorar positivamente lo que hoy ha pasado en el Consistorio “que es algo democrático, como es que dos grupos se han puesto de acuerdo para intentar sacar a Quintanar de la situación en la que se encontraba”. Aseguraba que Madero informó al partido en todo momento de la situación que vivía Quintanar y que desde el partido siempre le aconsejaron que mirasen por el bien de los ciudadanos y que para que hubiera un gobierno que fuera capaz de salvar la legislatura. “A pesar del poco tiempo que tienen podrán demostrar lo que la gente de Quintanar está esperando”.

El ya alcalde de Quintanar de la Orden, Carlos Madero, también atendía a los medios de comunicación para afirmar que él y su equipo se pondrán a trabajar desde el minuto uno por y para Quintanar. “Se aporta un gobierno nuevo, con ilusión, con un proyecto claro y definido y con unas ganas de trabajar importantísimas para los intereses de los quintanareños y quintanareñas”. Sobre el pleno apuntaba que se ha desarrollado dentro de las pautas democráticas.
Sobre la concejala de Ciudadanos dijo que continuará en la oposición pero que sí se incluirá en la Comisión de Gobierno como miembro activo de la misma.

La transparencia es uno de nuestros ejes fundamentales en lo que es nuestra acción de gobierno y, a pesar de que se dispone de un espacio corto para la ejecución de grandes obras de infraestructuras, se dispone de la capacidad y experiencia suficiente para ejecutarlas”, concluía Madero