junio 20, 2018

Los 10.000 trabajadores de Hostelería ya tienen convenio



Por primera vez, se establece que será de aplicación a los colectivos “externalizados” (recepción, sala, cocina y pisos), garantizando a las trabajadoras y los trabajadores afectados los mismos derechos y los mismos salarios que los de similar categoría de la empresa principal


Los sindicatos CCOO y UGT y la patronal del sector han firmado esta mañana el Convenio Colectivo de Hostelería de la provincia de Toledo, que tendrá vigencia desde el pasado 1 de enero hasta el final de 2020 y que afecta a más de 10.000 trabajadoras y trabajadores.

El convenio incluye cláusula de ultraactividad plena y suma a lo largo de sus tres años de vigencia una subida en tablas salariales del 5,10%. También se incrementa la compensación por trabajar en Nochebuena y Nochevieja, se amplia el seguro de accidentes y los doce domingos de libranza al año pasan a ser once más un fin de semana completo (sábado y domingo), explica Santiago Zafrilla, responsable de Negociación Colectiva de CCOO-Servicios CLM.

El contrato para la formación pasa a cobrar 80%, 90% y 95% del salario convenio (ahora cobra 75%, 85%, y 90%). Además, las empresas se comprometen a abonar un plus de formación a las trabajadoras y los trabajadores que participen en los planes formativos sectoriales.

El aspecto más novedoso es la garantía de aplicación del convenio a todo el personal externalizado. “Las empresas que externalicen servicios de recepción, sala, cocina y pisos tendrán que aplicar a las personas que realicen estas funciones el convenio de Hostelería. Por primera vez en un convenio del sector de CLM, las trabajadoras y los trabajadores de contratas que se ocupen de estos servicios no perderán derechos ni salarios”, destaca Maribel Arias de Celis, responsable de CCOO-Servicios en Toledo.

Valoramos este convenio, sobre todo por la garantía de ultraactividad y aún más por la equiparación de derechos y salarios para los colectivos de trabajadores externalizados. Este es un fenómeno en extensión en el sector de Hostelería que había que regularizar con urgencia porque estaba degradando gravemente las condiciones laborales de las personas afectadas”, resalta Arias de Celis.

Por su parte, Zafrilla señala que “en muchos sentidos, el convenio de Hostelería de Toledo debe marcar el camino al que aún tenemos en negociación en la región, el de Ciudad Real”.
/

Lo + visto