mayo 25, 2018

La FEMP analiza el fenómeno del alquiler vacacional

LA FEMP EN CAMUÑAS

La Comisión de Turismo de la Federación Española de Municipios y Provincias se reúne en Camuñas para buscar soluciones, como instar a Europa a definir una directiva comunitaria


La calidad turistica, sostenibilidad y alquiler vacacional son los tres temas que abordaba hoy la Comisión de Turismo de la Federacion Española de Municipios y Provincias en un encuentro que se ha celebrado en el Ayuntamiento de Camuñas (Toledo) y que ha propiciado su alcaldesa, Carmen Cano.

La Comisión ha profundizado en el que se ha convertido en un fenómeno que está cambiando ciudades y municipios, el alquiler vacacional y que necesita de una regulación ya. De ahí que, según ha explicado su presidente, Jose Hila, en la reunión de hoy elevarán una petición a la FEMP para que esta, a su vez, inste a la Federación Europea de Municipios a elaborar una directiva comunitaria que pueda frenar este fenómeno que mantiene en conflicto a turistas y residentes, sobre todo en las grandes ciudades

Hila, en este sentido, defiende que tiene que haber un equilibrio entre el turista y el residente; por ejemplo, “si la ciudad turística hace que los alquileres para residentes se pongan por las nubes y los residentes no pueden vivir en su ciudad o pueblo, tenemos un problema y eso es lo que está ocurriendo. De otro lado, si la movilidad del municipio se ve afectada porque los coches de alquiler colapsan la calle o las entradas a la ciudad, pues también hay que tomar decisiones. Son muchos los retos que tiene que afrontar un destino turístico de éxito”. Y ha añadido, “ahora que viviemos una época de éxito turístico como país, donde cada año vienen más turistas, el turismo no puede suponer un problema, porque lo que queremos es vivir del turismo”.

De ahí que, a su juicio, “la solución pase por comenzar a plantearse ya cuál es la carga turística que puede soportar un municipio; es decir, poner algún límite. Una vía de la que siempre se ha hablado a nivel académico, pero que nunca se ha hecho realidad. Es momento de pensar en cuántos turistas puede acoger el municipio en temporada alta y el objetivo no es que vengan ya más en temporada alta, sino también en temporada baja y media; es decir, alargar la temporada turística. De esta forma se generaría empleo más estable, sin tener que estirar tanto los recursos del municipio en temporada alta”.

Hila precisa que “no se trata de limitarlos físicamente, sino de que si sabes o tienes estudiado el número de turistas que puede acoger el municipio, una vez que te aproximas, dejas de promocionar el destino en temporada alta y hacerlo en temporada baja o media. Es lo que, por ejemplo, estamos haciendo en Palma, donde no decimos que vengan en julio y agosto, sino que utilicen otros meses, abril, mayo, septiembre u octubre que, además, el destino está precioso y hay oferta suficiente”. “Pensamos -continúa- que ese es el reto que deben afrontar ahora nuestros destinos turísticos”.

El presidente de la Comisión de Turismo de la FEMP también ha valorado el trabajo que viene desarrollando el Ayuntamiento de Camuñas en matería turístia. “Me gusta ver municipios pequeños como Camuñas que están apostando por el turismo como una forma de generar empleo y actividad y además lo hacen desde la identidad del pueblo, no intentando ser otra cosa, sino desde su propia identidad promocionan sus recursos para que la gente pueda conocerlos”.

Han formado parte de la Comisión los alcaldes/as de Castropol (Asturias), Panticosa (Huesca), San Vicente de la Sonsierra (La Rioja), Riaza (Segovia), San Pedro del Pinatar (Murcia) y el primer teniente de alcalde de Palma y presidente de la misma y la alcaldesa de Camuñas.

Previa a esta reunión se celebraba una jornada sobre sostenibilidad y turismo rural en la Casa Museo Pecados y Danzantes de la localidad, que inauguraban el presidente de la Comisión, la alcaldesa y la directora general de Turismo de la Junta, Ana Isabel Fernández Samper.
/

Lo + visto