enero 04, 2018

'Despoblación y desesperanza', factores de la bajada del paro


Así lo considera CCOO Toledo en su valoración sobre los últimos datos


El paro registrado ha bajado en el último mes en la provincia de Toledo en 165 personas, según los datos facilitados ayer por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social. La provincia despide el año con 63.613 personas registradas como desempleadas, de las cuales 39.812, un 62%, son mujeres, un porcentaje preocupante, que no termina de disminuir.

La temporalidad sigue siendo la nota habitual en el tipo de contratación, como lo demuestran el 93% de los contratos realizados en el último mes, porcentaje que coincide con los contratos acumulados. “A todo esto hay que sumar que un tercio de los contratos siguen siendo a jornada parcial, en muchos casos incluso inferiores a media jornada. Una contratación extremadamente precaria que ha convertido en habitual la figura del trabajador pobre,” indica Federico Pérez, secretario de empleo de CCOO Toledo.

Pero si hay un dato que CCOO considera vergonzante son los más de 35.000 parados de nuestra provincia, un 55% de todos los registrados, que no reciben prestación alguna. Un porcentaje que no ha disminuido en todo el 2017, y que supone una situación alarmante, a la que al Administración debe poner remedio.”

A pesar de la bajada en las cifras del paro del pasado mes de diciembre, propias de las campañas navideñas no se atisba una recuperación económica, sino por el contrario, la despoblación, el envejecimiento y la desesperanza que sufre tanto nuestra región como nuestra provincia”, denuncia Pérez.

Todo el descenso del paro registrado en el último año en la provincia de Toledo (-8.123 personas desempleadas menos) se debe a la pérdida de población activa, la gente en edad y disposición de trabajar, que ha caído en 8.600 personas entre octubre de 2016 y el mismo mes de 2017. En el último lustro hemos perdido 21.400 activos, por emigración, por jubilación o por desesperación, porque muchos parados -y, sobre todo, muchas mujeres paradas-, renuncian a la esperanza de encontrar empleo.”

Los datos publicados a comienzo de año por el INE nos reflejan que nuestra provincia ha vuelta a disminuir su población por quinto año consecutivo. En el último año, 1.831 personas abandonaron nuestra provincia, que sumadas a las que lo hicieron en los cuatro años anteriores, supone una pérdida de población en el último lustro de 24.311 habitantes. Lo que se van son en la mayor parte de los casos personas jóvenes que buscan una salida laboral fuera de la provincia de Toledo, por la falta de oportunidades”, añade Federico Pérez.

Dato revelador de esta despoblación es la ciudad de Talavera, que ha pasado de ser la segunda ciudad más poblada de nuestra región a la cuarta posición, superada por Toledo y Guadalajara. Pero no es el único caso, porque otras localidades toledanas tradicionalmente industriales como Illescas Quintanar, Sonseca o Villacañas, vienen sufriendo una despoblación constante en estos últimos años”, indica Pérez.

Si a todo esto sumamos el envejecimiento -aproximadamente 500 personas se jubilan cada mes en la provincia de Toledo, cerca de 6.000 al año- y la renuncia a buscar trabajo de muchos parados y paradas de larga duración, podemos constatar que no existe recuperación del empleo, sino una alarmante pérdida de población activa”

LOS DATOS

El número de personas inscritas en diciembre en las oficinas de empleo de la provincia como paradas registradas es de 63.613 Esto supone un descenso de 165 personas con respecto al mes anterior.
En cuanto a los datos por sexos, 23.801 hombres se encuentran en situación de desempleo mientras que el número de mujeres desempleadas asciende a 39.813 lo que supone un 62% de paro femenino.

Durante el mes de diciembre, en la provincia de Toledo 28.498 personas fueron beneficiarias de prestaciones y/o subsidio, lo que supone que más de 35.000 parados no reciben cobertura de ningún tipo, un 55% de los desempleados de Toledo, que se encuentran en una situación de completo desamparo por parte de la administración.

De los 19.441 contratos registrados durante el mes de diciembre, 1.373 son indefinidos y 18.038 temporales, lo que nos deja un escandaloso porcentaje del 93% de eventualidad en la contratación, porcentaje que coincide con el total de los contratos acumulados.
/

Otras noticias

VIDEOTECA TN

FOTOGALERÍA TN

Migas de Año Nuevo en el Polígono