mayo 18, 2017

400 personas piden en Santa Bárbara ¡Justicia para Julito!


Familiares y amigos de Julio García Toledo, Julito, se echan a la calle reclamando "cárcel para los asesinos"

Cerca de 400 personas se daban cita esta tarde en de Santa Bárbara en una manifestación en la que reclaman "Justicia para Julito", vecino del barrio que fallecía el pasado viernes a consecuencias de las heridas que sufría, principalmente en la cabeza, dos días antes en una pelea que tenía lugar en el bar propiedad de su familia, en la Avenida de Santa Bárbara 69. Precisamente desde ese punto partía la manifestación, después de que su hermana leyera -desde el balcón de su vivienda, situada encima del bar, un comunicado de agradecimiento a todos los vecinos y amigos que se congregaban en el lugar y en el que también pedía justicia para esclarecer los hechos que acabaron con la vida de Julio García Toledo, a los 43 años de edad.

    La comitiva recorría varias calles de Santa Bárbara coreando frases como "Justicia para Julito", "señor juez póngase en nuestra piel" o "asesinoa a la cárcel". Un emotivo acto en el que también muchos de sus allegados destacaban la personalidad de Julito. "Un buen chico que nunca ha tenido problemas con nadie", decían, añadiendo "una buena persona que no se merecía esto".

    Cabe recordar, tal y como adelantaba TOLEDO NEWS el pasado viernes, que Julio García Toledo fallecía ese mismo día en el hospital Virgen de la Salud de la capital, dos días después de que recibiera una brutal paliza en el mencionado establecimiento. Según las primeras informaciones, Julito se acercó hasta el bar para reclamar unos alquileres impagados, aunque posteriormente se hablaba de que eran unos recibos de luz que tenían pendientes sus actuales inquilinos, a quienes alquilaron el bar unos meses atrás.

    En ese momento, al parecer dos personas, se abalanzaron contra él propinándole todo tipo de golpes, principalmente en el cabeza, que le dejaban inconsciente en el suelo del local hasta que bajó de la vivienda familiar uno de sus hermanos, alertado por los gritos que se oían. Fue trasladado al hospital donde era operado de urgencia, falleciendo 48 horas después.

    En ese momento, según los datos a los que tenía acceso este digital, se encontraban en el bar dos personas que, tal y como avanzábamos el sábado, habrían prestado ya declaración ante el juez.

    El delegado del Gobierno en CLM, José Julián Gregorio, confirmaba después que se había detenido a una personas por su supuesta vinculación con los hechos, pero que había sido puesta en libertad con cargos. Una situación que indignaba a familiares y amigos.

   Hasta ahora no ha trascendido ningún dato más, ya que el juez decretaba el secreto de sumario del caso. Y así, la muerte de Julito sigue siendo un misterio.


/

HOY EN TN

PROCESIÓN CRISTO DE SANA ANA 2017-FIESTAS VILLAFRANCA (TOLEDO)