abril 16, 2017

"Felipe J. Pérez Blázquez, inteligente, capaz, pedagógico"

Felipe Pérez ha fallecido, a los 57 años, en un accidente de tráfico.

☞ Obuituario: Ha fallecido Felipe Pérez, tenía 57 años. Un trágico accidente de tráfico ha acabado con su vitalidad, con su inteligente y animosa capacidad para encarar la vida, su profesión, su compromiso y sus pasiones. Nos deja un buen compañero, con una dilatada vida sindical en CCOO

Felipe Pérez era natural de Puertollano, allí transcurrió parte de su infancia y juventud, cursó sus primeros estudios y los culminó, en Madrid, con la licenciatura de Filosofía y Letras. Ha estado ejerciendo la docencia en la provincia de Ciudad Real y, actualmente, era profesor de Filosofía en el IES Campo de Calatrava de Miguelturra.

   La incorporación de Felipe al sindicato se produjo en aquellos años de expansión del Sindicato de Enseñanza de CCOO, fue animado para que acompañara a aquellos compañeros que se empeñaron en apostar por la implantación del sindicato en el sector de la enseñanza; era un joven profesor que militaba en las ideas y valores progresistas. Y lo consiguieron. Colaboró en el reforzamiento del sindicalismo de clase en ese sector, fue elegido representante sindical y formó parte de la Junta de Personal docente de la provincia de Ciudad Real, a la vez que se incorporaba a los órganos de dirección del sindicato provincial de enseñanza.

   Felipe Pérez fue elegido Secretario General de la UP de CCOO de Ciudad Real en el año 2004 y mantuvo ese cargo de responsabilidad hasta el 2012, año en que fue sustituido por el actual responsable provincial. Con anterioridad, allá por 1996, y durante unos años, formó parte de la Comisión Ejecutiva Provincial de CCOO, haciéndose cargo de la Secretaría de Finanzas para abordar una complicada situación, que se resolvió exitosamente gracias a su gestión.

   Su paso por la Secretaría General de CCOO de la provincia fueron fructíferos e importantes. Su buen trato personal y su innegable habilidad negociadora facilitaron reencuentros y pacificación en unos años internos convulsos. Los que conocen su trayectoria, los que han compartido trabajo y compromiso, guardan un recuerdo entrañable, destacando su capacidad y su inteligencia. Era un lector incansable y gozaba de una dialéctica brillante; gran conversador y grandioso pedagogo que reflejaba en su tarea sindical.

   Felipe tenía dos grandes aficiones: la astronomía y las motos. Seguramente será capaz de continuar explorando ese admirable firmamento de estrellas para incorporarlo a sus conocimientos, a su prodigiosa memoria.

   El sindicato, los amigos, los compañeros, le despedimos con un hermoso abrazo. A Lola, su compañera, nuestra compañera sindical, a sus hijos, y a su familia, le trasladamos nuestra pena y nuestro ánimo. 
/

Otras noticias

VIDEOTECA TN

FOTOGALERÍA TN


Created with Admarket's flickrSLiDR.